fbpx

¡Iniciamos el PAI en el Hospital Pediátrico Moctezuma!

IMG_2634

Todo parecía un día normal, pero la emoción se sentía en el aire. Algo mágico estaba a punto de comenzar en el Hospital Pediátrico Moctezuma, al oriente de la Ciudad de México. Los pacientes comenzaban a llegar, tanto los que iban a consulta como los que estaban internados. Era el día del comienzo del Programa de Acompañamiento Integral (PAI) de Vuela Fundación.

IMG_2607 (1)El elemento central del programa son los Vulpi, una raza de zorros mágicos cuya misión es acompañar a los niños durante todo el tiempo de su tratamiento. Estos zorros se forman con la imaginación del equipo de expertos de la Fundación, la diversión de los niños con cáncer y el amor de los papás, doctores, enfermeras, donadores y voluntarios que se involucran con la causa.

Para empezar, tuvimos una obra de teatro, donde los niños conocieron la historia y los personajes de Las Aventuras de los Vulpi, la trama que nos ayudará a explicar y entender el cáncer, las emociones que provoca y las pruebas que nos pone.

IMG_2685Al finalizar la obra, los niños fueron recibiendo uno a uno, un Vulpi que los acompañará durante su tratamiento. Este muñeco Vulpi debe asistir y acompañar a los niños al hospital cada vez que lo visiten. Al mismo tiempo, los niños recibirán distintos materiales didácticos de los Vulpi que les ayudarán a conocer y afrontar el cáncer.

Al final, cada uno de los pacientes recibió un pasaporte de Vuelapoints, con el que podrán tener acceso a diferentes experiencias especiales con toda su familia a cambio de que sigan su tratamiento contra la enfermedad.

El 8 de julio no fue un día normal, fue un momento especial en el corazón de los niños y de los Vulpi, que finalmente conocieron a sus dueños, a quienes tanto esperaban.

Para conocer más del Programa de Acompañamiento Integral, haz click aquí.

Otras noticias

¿Qué hacemos si no hay quimios?

En los últimos meses, en Fundación Vuela hemos recibido muchas solicitudes para todo tipo de quimioterapias y medicinas que necesitan los niños, muchas más que las que normalmente recibíamos para quimioterapias personalizadas.

Leer Más >>